Pagá el seguro de auto. Te damos algunos tips

El seguro del auto es uno de esos gastos con los que siempre hay que contar, pues en todas las familias suele haber al menos uno o dos, especialmente en Argentina donde las distancias son tan grandes. Todos los años nos pasan el recibo de la póliza, del que tenemos que estar al corriente de pago para poder tener todos los papeles en regla cuando el vehículo se someta a una inspección o control. En este post te damos algunos tips para ahorrar en el seguro de auto, sin renunciar a las coberturas básicas pero optimizando cada peso que pagues.

Seguro de auto barato

Consultá los comparadores

Actualmente, es muy habitual contratar el seguro de auto a través de comparadores, que son sitios web en los que se listan las pólizas más convenientes del mercado en función del modelo de auto, experiencia del conductor y tipo de póliza. Recomendamos echar un vistazo a estos portales en línea, incluso a varios de ellos, aunque solo sea para tantear cuáles son los precios actuales y cuáles son las aseguradoras que operan en el mercado.

Fijáte bien en las condiciones de las pólizas

Ya sea a través de un comparador o bien directamente con la aseguradora final, tenés que fijarte muy bien en las condiciones de la póliza. Este consejo es válido para todos los contratos de servicios (telefonía, electricidad, etc.), pero más aún en las pólizas de seguro porque las condiciones son muy variables y lo que aparentemente es una ganga se puede convertir en un seguro de auto muy oneroso. En especial, prestá atención a estos dos puntos clave:

  • Con franquicia o sin franquicia: en muchos casos, el coste anual de la póliza puede ser muy económico, pero con una franquicia muy elevada. Eso quiere decir que cuando tengas que llevar a cabo una reparación del coche, tendrás que hacer frente a una parte importante de ella con plata de tu propio bolsillo.
  • Descuentos y recargos: muchas compañías premian a los buenos conductores con descuentos cuando cumplen un largo periodo sin accidentes, pero también pueden aplicar recargos a aquellos que sí los han tenido y han dado demasiados partes por reparación.

Aprovechá ofertas agresivas de lanzamiento

En un sector cada vez más competitivo, muchas son las compañías que lanzan ofertas agresivas realmente interesantes, como el primer año gratis, una póliza a todo riesgo a precio de terceros o regalos estrella para nuevos clientes. Analizá cada una de ellas, especialmente en lo que se refiere a los dos puntos mencionados más arriba, y si encontrás todo en orden, aprovechá la oportunidad.

Si esa oportunidad te surge en un momento en el que no disponés de liquidez suficiente para afrontar ese gasto, la solución pasa por solicitar un pequeño préstamo online. Aunque estos préstamos personales lógicamente tienen gastos de gestión, pueden resultar muy convenientes porque el ahorro de dinero que te proporciona la oferta del seguro compensa esos gastos de gestión del crédito. Las grandes ventajas de los préstamos de Credy.com.ar es que son en el acto, no requieren de recibo de sueldo y se pueden solicitar incluso estando en Veraz, por lo que prácticamente cualquier persona mayor de edad puede acceder a ellos. En nuestra plataforma podés conseguir hasta 5000$, a devolver en un máximo de 30 días.

Aprovechá ofertas globales de la compañía

Además de los descuentos por comparador y las ofertas de lanzamiento, muchas compañías aplican precios especiales a clientes fieles en base a variables muy diferentes. Por ejemplo, descuentos personales si sos familiar de otro cliente antiguo. O si contratás otra póliza con la aseguradora, como puede ser un seguro de hogar, el cual es imprescindible si tenés una casa en propiedad.

Pagá el seguro de auto a plazos

El seguro de auto no solo es un gasto fijo, sino también elevado. Por ello, es recomendable informarse de las condiciones de pago de cada compañía, pues un desembolso a plazos (por ejemplo, en cuotas trimestrales o mensuales) servirá para afrontarlo de forma más controlada y previsible ese gasto.

Póliza a terceros, a partir del tercer año

Un consejo es contratar un seguro a todo riesgo durante los primeros años de vida del auto nuevo y cambiar a una póliza a terceros a partir del tercer año o a partir del quinto si se trata de un vehículo que en ese tercer año aún conserva un valor de mercado elevado. De hecho, es absurdo pagar una póliza muy elevada cuando el valor del auto es bajo, pues en caso de sufrir un gran siniestro en el cual sos culpable y en el cual el coste de la reparación es más alto que el propio valor del vehículo, la aseguradora podría dictaminar “siniestro total” y no asumir dicha reparación. Por tanto, económicamente es más conveniente una póliza de bajo coste para un vehículo de bajo coste, aunque esta situación depende de cada compañía y recomendamos informarse bien sobre este punto antes de cambiar de contrato de seguro de auto.

Compartir:

¿Estás listo para obtener tu préstamo en 10 minutos?

¡Consigue tu dinero ya!