¿Qué es el dinero electrónico y cómo se usa?

Hace ya varios años que el dinero electrónico se ha implantado en la vida de todos los argentinos. Sin embargo, a pesar de que su utilización crece, todavía sigue siendo escasa con respecto a otros países. Esa tendencia promete mejorar y aumentar en los próximos años visto el éxito que ha tenido su aplicación en otros países. En Hong Kong, Holanda o Singapur se han hecho tarjetas con dinero electrónico para varios usos. Por ejemplo, para el transporte público.

Pero pasemos a definir qué es exactamente, algo que a veces se confunde con las EDE (Entidades de Dinero Electrónico) como PayPal o MoneyBookers. Acá intentaremos arrojar un poco de luz al respecto de esta cuestión.

¿Qué es dinero electrónico y para qué sirve?

¿Qué es el dinero electrónico y para qué sirve?

Propiamente, el dinero electrónico, también llamado e-money o moneda digital, se denomina al dinero que se emite de forma electrónica, a través de Internet y sistemas de valores almacenados de forma digital como es el caso de Bitcoin.  También puede referirse al medio de pago digital equivalente a una determinada moneda de un país. Hay personas que prefieren referirse al dinero electrónico cuando hablamos de entidades como PayPal, E-Gold, DineroMail o MoneyBookers. De ahí la confusión que existe al respecto.

Ambas formas, aunque distintas, entran perfectamente en la definición de dinero electrónico. La gran diferencia entre estas dos formas se basa en la oficialidad de la moneda. Por ejemplo, con PayPal lo que hay en nuestra cuenta es una divisa oficial, ya sean dólares, euros o pesos. Es decir, si yo tengo pesos y hago una transferencia a otro país, tendrá que realizarse la conversión de divisa.

Sin embargo, en una cuenta de bitcoins, lo que tenemos es eso, bitcoins. Lo que hacemos al conseguir este tipo de dinero electrónico es transformar nuestro dinero oficial en dinero digital, en bitcoins. ¿Y qué es esto de las bitcoins? El proyecto Bitcoin nace hace 8 años. La identidad de sus creadores no está del todo clara, o por lo menos la de todos ellos. Se trata de una moneda virtual que no tiene ningún respaldo oficial.

Ventajas y desventajas de las Bitcoins

El sistema de bitcoins tiene algunas ventajas. Es un sistema global y se puede utilizar en cualquier parte del mundo. Además, es imposible de falsificar y tampoco se puede crear deuda con él, pues es ajeno al sistema fiduciario.

Sin embargo, nos encontramos con grandes desventajas:

  • No regulado de forma oficial. A la hora de hacer operaciones monetarias, el que no esté regulado por instituciones públicas supone una clara desventaja para muchos que, con toda lógica, no se fían de este tipo de transacciones. Al no estar regulado, no todo el mundo acepta este tipo de pagos. Más bien, son muy pocos los que las aceptan.
  • Dinero volátil. Desde su creación hace ya más de un lustro, ha tenido grandes subidas de precio. Esto es bueno si quieres especular pero no cuando necesitas dinero estable y fiable. Se supone que este aspecto se estabilizará con el paso del tiempo, pero para eso aún queda mucho. Anonimato en las transacciones. Otra de las desventajas de este dinero electrónico es que las transacciones no van a nombre de nadie. El caldo de cultivo ideal para actuaciones ilícitas de todo tipo.
  • Expansión y aceptación en establecimientos. Son muy pocos los establecimientos y locales comerciales que aceptan este tipo de transacciones.

La mejor alternativa al dinero electrónico

¿Necesitas dinero de forma urgente? ¿Tienes multas de tráfico, deudas o te ha surgido cualquier tipo de improviso? Con los préstamos personales online de Credy consigues dinero al instante, la cantidad justa de dinero efectivo que necesitas urgentemente para poner fin a tus problemas económicos. Incluso si estás en una lista como deudor, también puedes recibir un préstamo personal con veraz.

Para pedir este tipo de préstamo personal, sólo debes seguir unos cuantos pasos. Recuerda que eres tú quien pone las condiciones de tu crédito directo. Puedes pedir hasta un máximo de 5000$ y puedes elegir en cuánto tiempo devolverlo (hasta un máximo de 30 días). Todas las gestiones se hacen online, con toda la comodidad que esto implica.

Tras este paso, debes rellenar un pequeño formulario y responderemos seguidamente a tu solicitud en el menor tiempo posible. Una vez aprobada la solicitud, te ingresaremos la cantidad en tu cuenta bancaria. ¡Consigue hoy mismo el dinero que necesitas en menos de 15 minutos y pon punto y final a tus problemas económicos!

Compartir:

¿Estás listo para obtener tu préstamo en 10 minutos?

¡Consigue tu dinero ya!